El entrenamiento Core

El entrenamiento Core

ClasesDeCoreEnVitoria
¡El Core! La palabra clave que se ha instalado en los gimnasios y es el gran enigma de aquellos que pisan el gimnasio por primera vez. Realmente no deja de ser un entrenamiento específico de tonificación de la zona media del cuerpo, o lo que es lo mismo entrenamiento de la “zona abdominal”. ¿Entonces simplemente es un nuevo nombre de moda pero con la misma idea de los clásicos ejercicios abdominales? A continuación veremos que no y que es realmente esta nueva tendencia de entrenamiento que está en auge.
La anatomía de la musculatura del Core.
El significado en español de core es núcleo; que en este caso hace referencia a la zona media del cuerpo que está formada por el recto abdominal (parte anterior) Oblicuos (parte lateral), musculatura lumbar (parte posterior) y el musculo por excelencia en este tipo de entrenamiento; el transverso abdominal (parte profunda). Toda la musculatura forma una especie de “corset” de nuestro cuerpo, que entre otras funciones tiene la finalidad de aportar estabilidad a todo nuestro cuerpo.
El transversoabdominal tiene especial importancia ya que es un musculo estabilizador que tiene la función de aportar estabilidad con pequeños ajustes. Es por ello que se encuentra en la parte más profunda de la zona media y se activa en gran medida a través de respiraciones profundas y en contracción reduce el perímetro de cintura; siendo como una especie de cinturón que cuando más se contrae más estabilidad da a todo el cuerpo. Por tanto estará presente en todos los ejercicios de core que se planteen, activándose en mayor o menor media en función de la situación de estabilidad que solicite el ejercicio. Veamos ahora las características del core y que diferencian de los abdominales.

Abdominales Vs Core.
El Core no es solo abdominales: Un error habitual es confundir el entrenamiento del core con solo hacer abdominales de forma analítica, hacer ejercicios abdominales es tan solo una parte del entrenamiento. Debemos de trabajar toda la musculatura del “corset” de forma más funcional.
Menos “machacarlo” y más involucrarlo. El objetivo no es fatigar el musculo con largas repeticiones de la misma musculatura implicada. La fórmula del core es menos pero bien realizados.
Menos estético y más saludable. Realizar sesiones de cientos de abdominales no son efectivas ni mucho menos saludables y no aportan transferencia a otras actividades, simplemente buscar lucir abdominal. El core protege la espalda baja y fortalece la musculatura que se encuentra a su alrededor para que la estabilidad de la zona media esté involucrada por mas músculos.

Mejor despacio y con control. El core necesita de mayor propiocepción corporal ya que se trabaja en diferentes planos y con movimientos más exigentes. Además los ejercicios se basan en desafiar la propia estabilidad, aumentando considerablemente la dificultad. Por eso despacio, con consciencia y mucho control de movimientos.
En el próximo articulo comentaremos los grandes beneficios del entrenamiento del core y os sugerimos una propuesta de entrenamiento de core para este verano.

Gorka Zamora Undurraga
Instructor fitness
Hydra Boulevard Vitoria

Artículo relacionado

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *